.- Seguramente no debe ser muy elevado el tanto por ciento de “peones” 

camineros que juegan al ajedrez.