Terrorífica historia con final feliz.

Dos vascos se encuentran y le dice uno al otro:

- ¡Coño Patxi como estás!


- Hola Josema, estoy jodido pues…


- ¿Qué te ha pasado Patxi?


- Que me han violado.



- Joder tío, como ha sido pues.


- Mira, al salir del coche se me cayeron las llaves y al agacharme a recogerlas, un salvaje me inmoviliza y… ¡tris –tras, me la clava por detrás!

 



- Joder Patxi ¿y qué hiciste tú?


- Lo que pude… APRETÉ EL CULO FUERTE Y LO LLEVE A COMISARÍA.

 

 

                                       ¡¡¡ Sí señor, con un par de… narices!!!