-¿Julián dónde vas con la que está cayendo?

- No te preocupes cariño, llevo paraguas y no creo que "caiga" mucho más.

Pues sí, cayó bastante más, hasta dar con sus huesos en el asfalto.